Quantcast

Basura orgánica: ¿Qué es? Tipos, fuentes y mucho más

La basura orgánica e inorgánica se origina como consecuencia del uso de productos, sin embargo, existen características entre ellas que ayudan a diferenciarlas; y por esta razón se logra establecer su clasificación. A continuación, te explicaremos detalladamente su composición y toda la información relevante sobre el tema.

basura-organica-que-es-tipos-fuentes-y-mucho-mas

¿Qué es la basura orgánica e inorgánica?

La basura se considera como una cantidad grande de desechos de distinta procedencia. Estos productos, una vez pierden sus propiedades físicas y químicas, generan mal olor y atraen animales no deseados a los hogares, es por esta razón que se deben depositar y eliminar en los envases especializados.

La basura orgánica e inorgánica se diferencia en todo el mundo, ya que una es más dañina para el medio ambiente que la otra, sin embargo, ambas forman parte de los desechos de materiales o alimentos descompuestos o que ya no son necesarios para el día a día.

En el caso de la inorgánica el proceso para su descomposición es un poco más complicado.  Finalmente, aclarados estos puntos, es momento de conocer lo que realmente significa cada tipo de basura.

La basura orgánica está conformada por todos aquellos residuos o productos provenientes de un ser vivo o que forman parte del mismo. Por ejemplo, de plantas, árboles, seres humanos, animales e incluso las bacterias; además, permite usarse como abono debido a sus propiedades potencialmente biodegradables.

Entre sus características más resaltantes se encuentran:

  • Se descompone rápido.
  • Es altamente reutilizable
  • 100% biodegradable
  • No causa tanta contaminación en el medio ambiente.

Por otro lado, la basura inorgánica se origina a partir de materiales o instrumentos que no provienen de un ser vivo y por lo tanto son considerados como altamente contaminantes para el medio ambiente.

  • La principal característica es que estos materiales son elaborados por el ser humano.
  • Son difíciles de reciclar
  • Descomposición lenta.
  • Altamente contaminantes para el entorno.

Se pueden encontrar en estado sólido, líquido o gaseoso; son desechos que se producen en hogares pequeños o grandes, pero son más frecuentes en las industrias de alta capacidad. Ejemplo de este tipo son el vidrio, hierro, aluminio, metal, entre otros.

¿Cómo se clasifica la basura orgánica e inorgánica?

Una vez que conoces lo que significan los dos tipos de basura, seguro te preguntas y ahora, ¿Cómo se clasifican? en el siguiente texto te responderemos esta duda. En el momento que decides clasificar la basura, debes tomar en cuenta ciertos aspectos para asegurar una perfecta eliminación.

Para la basura orgánica, escoge un envase que sea reutilizable, evita las bolsas plásticas, ya que estas pueden ocasionar inconvenientes en el recolector, al quedarse atascadas.

Dentro de este envase puedes colocar residuos de frutas, vegetales, alimentos, hojas, semillas, carnes, excrementos de animales, plumas, aceites, entre otros.

En el caso de la basura inorgánica, igualmente es importante establecer un envase específico para este tipo de desechos, en el cual se van almacenando las latas de aluminio, materiales de construcción, baterías, jeringas, electrodomésticos, botellas de plástico, CDS, utensilios de vidrio y todos los elementos que sean inorgánicos.

Es importante mantener una identificación detallada de los envases o contenedores, para así evitar cualquier tipo de confusión al momento de eliminar los productos.

De igual forma, los contendedores están diferenciados por colores, así el proceso de recolección y separación es más sencillo. Por lo general en el caso de la basura orgánica el contenedor es de color verde y en la inorgánica es de color gris; las características del contenedor también dependen de la localidad en la que se ubiquen y la finalidad de la recolección.

Reciclaje de la basura orgánica

Después de tener todos los desechos en tu hogar posiblemente te haces la pregunta de ¿Cómo reciclar la basura orgánica? ya que por medidas de seguridad y para causar el menor daño posible al ambiente, existen diferentes formas de eliminarla o si es posible reciclarla.

En primer lugar, debes clasificar la basura de acuerdo a su composición y materiales. Es recomendable utilizar la teoría de las 3 R, que significa: reciclar, reutilizar y reducir.

Con este método, se está disminuyendo el consumo de energía y los recursos naturales, cuando es procesada para su posterior eliminación. Al mismo tiempo de que bajan los porcentajes de contaminación para todo el mundo y por lo tanto la cantidad de basura es menor que la que existía anteriormente.

Se recomienda crear algunas estrategias en las cuales, los materiales o equipos que ya no te sirvan a ti, puedas donarlos y sean útiles para otras personas.

Si quieres enterarte de información valiosa como esta, te invitamos a leer el siguiente artículo Serpientes venenosas en España que atacan personas.

Deja un comentario