Como Hacer Un Trapeador Casero


Cómo Hacer Un Trapeador Casero

Hacer tu propio trapeador es una buena manera de ahorrar dinero y ganar una sensación de logro haciendo algo por ti mismo. Estos pasos simples le permitirán hacer su propio trapeador en menos de una hora.

Paso 1 – Preparar y recortar el material

Necesitas un trozo de algún tipo de tela para el trapeador. Puede utilizar algún material viejo como una toalla de playa, una vieja camisa, una servilleta o tela de fieltro. Una vez seleccionado el material, tendrás que medir y recortar tu tela a las dimensiones deseadas.

  • Mide la cantidad de tela deseada para el trapeador. Puedes usar la medida estándar de un trapeador de acuerdo al tamaño que deseas hacer (5 x 9 pulgadas).
  • Ten un cuidado al medir la tela antes de cortar para que te sobre un margen de 1 pulgada por el borde.
  • Utiliza unas tijeras para recortar la tela.

Paso 2 – Añade una costura para refuerzo

Una costura intermedia hará que el trapeador sea más resistente y dure más tiempo. Esto es especialmente importante si has seleccionado una tela delgada. Puedes usar una máquina de coser para cerrar las dos secciones de tela juntas dejando al mismo tiempo una costura abierta en cada extremo.

También puedes atar los lados de la tela con hilo espacial o ganchos metálicos, pata asegurar la tela.

Paso 3 – Poner una esquila en la parte inferior

Un esquila es una banda de material fuerte, como el fieltro, el encaje, cuero, tela enrollada, etc., que está situada en la parte inferior para darle al trapeador una estructura suficiente para sostener su forma.

TIP: Asegúrate de medir correctamente la longitud para la esquila para que se ajuste a la perfección a la parte inferior del trapeador.

Paso 4 – Una atadura alrededor del trapeador

Cuando hayas marcado la esquila en su lugar con hilo espacial, tendrás que atar la tela alrededor de la esquila dejando un pequeño espacio entre ambas para que el trapeador se pueda plegar para almacenarlo. Puedes usar hilo espacial para dar un acabado profesional.

  • Para un diseño más elegante, puedes poner una franja de tela sobre la esquila para un toque final.
  • También puedes usar velcro para mantener los extremos del trapeador unidos para facilitar su almacenamiento.

¡Ahora tienes tu propio trapeador hecho por ti mismo! ¡Disfrútalo!

Cómo Hacer un Trapeador Casero

¿Quieres limpiar la casa sin gastar mucho dinero en productos de limpieza? ¡No busques más lejos! Aquí te enseñaremos cómo hacer un trapeador casero con algunas cosas que tienes en tu hogar.

Proporciones y materiales:

  • 6 tazas de agua
  • 1/2 taza de bórax
  • 1/2 taza de vinagre blanco
  • 2 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • Una tela vieja, preferiblemente la utilizada para una vieja camisa

Pasos para hacer el trapeador:

  1. Coloca todos los ingredientes en una taza grande y bátelos hasta conseguir una consistencia homogénea.
  2. Corta la tela vieja a la medida deseada para el trapeador.
  3. Corta unos 8-10 cm de cinta adhesiva y cubre los bordes de la tela.
  4. Vierte la solución casera del trapeador en la tela de la misma forma que se rocíe un producto comercial para limpiar.
  5. Escurre bien la tela para que no se quede húmeda al tacto.
  6. Con la solución preparada trapea todos los suelos de su hogar.
  7. Una vez terminado el trabajo, cuelga el trapeador para que se seque.

Consejos:

  • Agrega 5-6 gotas de un aceite esencial para que tu hogar huela a limpio y fresco.
  • Se recomienda utilizar un trapeador de algodón ya que absorbe mejor la suciedad.
  • Evita utilizar productos de limpieza con base de amoníaco. Estos productos son muy abrasivos, y pueden dañar el suelo.

¡Y listo! Ya tienes tu trapeador casero para limpiar tus suelos. Ahora solo debes empezar a limpiar tu hogar con este nuevo producto.

¡Esperamos que te haya gustado!

Cómo Hacer Un Trapeador Casero

Paso 1: Elije un material para el trapeador.

Primero debes elegir el material para tu trapeador. Depende de qué tan absorbente quieras que sea, puede que desees usar algodón, lana, cuero, terry cloth, microfibra o una combinación de varios materiales. Estos materiales son grandes para los trapeadores, pero también puedes usar un viejo paño de cocina.

Paso 2: Corta el material.

Cuando elijas tu material, tendrás que cortar dos rectángulos con la misma medidas. Un rectángulo será la parte superior del trapeador y el otro será su fondo Asegúrate de que los dos rectángulos midan al menos 1 ½ vez más que la longitud de tu mano.

Paso 3: Coser los extremos.

Después, querrás coser los hendiduras de los extremos. Puedes usar la técnica de “coser a mano” para hacer esto. Estos pespuntes serán los puntos de agarre para tu trapeador.

Paso 4: Ponle un forro.

Por últimos, tendrás que ponerle un forro. Esto ayudará a prevenir que la suciedad se pegue a la tela. Esto hará que tu trapeador sea mucho más fácil de limpiar. Para hacer el forro puedes usar cualquier material resistente a la humedad, como poliéster o algodón.

Paso 5: Finaliza el producto.

Cuando hayas terminado de coser el trapeador, termínalo agregándole detalles. Puedes agregarles botones, etiquetas, flecos o decirle con pintura. ¡Libérate y usa tu creatividad!

Usando tu trapeador caser

  • Mantenlo en un buen lugar – Almacena el trapeador en un lugar seguro para que no se rompa.
  • Lávalo con frecuencia – Lava tu trapeador con frecuencia para mantenerlo limpio.
  • Usa productos compatibles – Asegúrate de usar productos de limpieza compatibles con el material del trapeador para evitar daños.
Te puede interesar:  Como Archivar Un Chat De Whatsapp