Quantcast

Requisitos para ser juez en Argentina: Funciones y más

Todo ciudadano debería conocer no sólo los requisitos para ser juez en Argentina, sino también sus obligaciones. Esto fortalece la democracia y por lo tanto no debe ser exclusividad de los abogados. Así que te invitamos a conocer sobre el tema leyendo este artículo.

Requisitos para ser juez en Argentina

Lo que hacen los jueces y el origen de la profesión

El Diccionario de la Real Academia Española, define al juez de la siguiente manera:

“1. m. y f. Persona que tiene autoridad y potestad para juzgar y sentenciar. 2. m. y f. Miembro de un jurado o tribunal. 3. m. y f. Persona nombrada para resolver cualquier asunto o materia, especialmente una duda o controversia. (…)”

Poco podemos agregar a lo anterior, salvo que para ejercer tan colosal responsabilidad se requiere ser una persona honorable. Pero, además, deben gozar de autonomía e independencia, por lo que la inamovilidad de sus cargos suele ser más una garantía para impartición de justicia que un privilegio personal.

No se podría precisar cuando nace el oficio o responsabilidad de juez. Pero basta con conocer un poco el comportamiento Humano para suponer que desde el principio mismo de las sociedades debió existir alguien que se encargara de dirimir problemas e impartir justicia. ¿Qué cómo lo hacía?, pues todo tiempo tiene sus formas y algo de eso nos trae la historia.

De la Roma preimperial a los Tribunales Constitucionales

En la Roma preimperial, no se requería ser experto en derecho para ostentar la distinción de juez. Quizás por ello su autoridad era en extremo limitada, teniendo que buscar los consejos de los juristas. Pero eso cambió con la llegada del Imperio. Entonces su papel cardinal pasó a ser la ejecución de los designios del Emperador.

Luego, en el Medioevo y hasta la antesala a la Revolución Francesa, los jueces tuvieron algo más de libertad para impartir justicia. Pero con las revoluciones y tras erigirse los Estados y todo los que estos suponen, fue aún más limitada la independencia judicial. Se les prohibió ejercer el derecho, pasando a ser una suerte de empleado público. Así se circunscribió su función a básicamente hallar práctica legislativa adecuada.

No obstante, desde la aparición de los Tribunales Constitucionales y la doctrina interpretativa, las cosas cambiaron hasta acercar la justicia a todos los ciudadanos, en líneas generales.

Requisitos para ser juez en Argentina origen

¿Cuáles son los requisitos para ser juez en Argentina?

Desde siempre la figura del juez, con su toga y mazo, ha estado revestida de gran prestigio. Imagen de poder y respeto, ha calado en el idealismo colectivo haciendo que muchos niños sueñen con alcanzar tal distinción en su vida adulta. También la ayuda ser estimada como una de las Carreras mejor pagadas en Argentina. No obstante, esta dignidad no le está permitida a todo el mundo.

La función de juez supone una gran preparación en temas específicos de las leyes. Pero además, como máxima representación de la justicia, el decoro y la honestidad, debe contar con una hoja de vida intachable. De tal suerte que lo primero que debe cumplir cualquiera que desee ser juez/a, es ostentar el título de abogado/a y de preferencia en una de las Mejores universidades de Argentina, porque esto también pesa a la hora de los concursos de oposición.

Pero ya en lo concreto, hay que señalar que los requisitos para ser juez en Argentina van a depender del tribunal al que se aspire. Actualmente hay tres niveles a los que puede aspirar un abogado como juez/a. Cada uno de esos peldaños aumentará las exigencias, en base a la edad, experiencia y preparación del magistrado.

Pero veamos daca caso por separado:

Juzgado de primera Instancia

  • Debe ser argentino/a por nacimiento o naturalización.
  • Tener como mínimo 25 años de edad.
  • Ser abogado con por lo menos cuatro años de experiencia comprobada.
  • Tener un grado de especialización jurídica.

Cuáles son los Requisitos para ser juez en Argentina

Juzgado de Segunda Instancia (Tribunal Oral y Cámara)

  • Debe ser argentino/a por nacimiento o naturalización.
  • Tener como mínimo 25 años de edad.
  • Ser abogado con por lo menos seis años de experiencia comprobada.
  • Tener un grado de especialización jurídica.

Tribunal Superior o Corte Suprema

  • Debe ser argentino/a por nacimiento o naturalización.
  • Ser mayor de 30 años.
  • Ser abogado con por lo menos ocho años de experiencia comprobada.
  • Tener un grado de especialización jurídica.
  • Además de los Requisitos para ser Presidente en Argentina o senador de la república.

Sobre el nombramiento de los jueces

En la Argentina el nombramiento de los jueces está separado en dos procedimientos independientes. Uno de ellos se encarga de la designación de los jueces nacionales (primera y segunda instancia), mientras que la otra se aboca a los del Tribunal Superior o Corte Suprema.

Debe saberse que cada escalafón tiene atribuciones específicas en la conformación del andamiaje judicial. Es un entramado donde la Corte Suprema representa el nivel superior. De esta manera, los magistrados que la integran tendrán la última palabra sobre la “cosa juzgada”.

Por tal responsabilidad, a este escalafón superior, se supone, sólo deben llegar los jueces más destacados en sus carreras. Estos deber ser también los mejor preparados intelectualmente y los más honorables.

No puede ser de otra manera. Téngase en cuenta que son ellos los que se encargan de los casos con mayor peso político y hasta social de la nación.

Así las cosas, se entiende perfectamente que el nombramiento de los jueces de esta máxima instancia difiera del de los que están a cargo de tribunales inferiores. Pero esto supone un proceso más complejo y por eso comenzaremos con este caso, detallando casa paso. Veamos:

1er paso: Propuesta presidencial

Para ser nombrado juez del máximo tribunal, lo primero que debe ocurrir es que el presidente de la nación proponga el nombre de la persona como candidato. Al efecto, eso manda el Artículo 99 de la Carta magna, inciso 4:

“Nombra los magistrados de la Corte Suprema con acuerdo del Senado por dos tercios de sus miembros presentes, en sesión pública, convocada al efecto. Nombra los demás jueces de los tribunales federales inferiores en base a una propuesta vinculante en terna del Consejo de la Magistratura, con acuerdo del Senado, en sesión pública, en la que se tendrá en cuenta la idoneidad de los candidatos. (…)”

2do paso: El visto bueno del Senado

Lugo de ser propuesto por el Presidente para tal dignidad, el Senado tendrá que darle el visto bueno. Esto sólo se obtiene con dos tercios -como mínimo-, de los votos de los senadores presentes en esa sesión especial de la Cámara.

3er paso: La juramentación

Superados los dos anteriores escollos, el novel magistrado tiene que hacer la juramentación frente al presidente de la Corte Suprema. En esta debe expresar su apego y respeto a la Constitución vigente de la nación, en todas sus actuaciones en el cargo.

¿Cómo está compuesta la Corte Suprema?

La composición del máximo tribunal argentino, ha variado mucho con el paso de los años. En 1853 eran nueve los jueces y dos fiscales los que integraban la Corte Suprema, pero nueve años más tarde, en 1862, la Ley 27 estableció desde ese momento estaría conformada por cinco magistrados y un Procurador General.

En 1960 el Congreso elevó la cantidad de jueces a siete, para retornar a la conformación anterior en 1966, es decir, cinco jueces y un Procurador.

Pero en 1990 se adopta nuevamente la conformación de nueve magistrados, resolución que se mantiene hasta el 2006, cuando fija un número de magistrados en cinco, conformación que se mantiene en la actualidad.

Designación de los Jueces federales

En el caso del nombramiento de los jueces federales, el proceso es menos complejo. A pesar de que se rugen por una Ley especial, la intervención política es mucho menor. Pero veamos que señala al respecto el Artículo 114 de la Constitución:

“El Consejo de la Magistratura, regulado por una ley especial sancionada por la mayoría absoluta de la totalidad de los miembros de cada Cámara, tendrá a su cargo la selección de los magistrados y la administración del Poder Judicial. (…)”.

Para el nombramiento de las magistraturas inferiores, el mismo artículo establece, en su inciso 1, que el Consejo de la Magistratura debe hacerlo a través de concursos públicos. Aprobada la oposición, sólo aplica juramentarse en el cargo.

Sobre la duración de los cargos

Ya se ha señalado que, dada la responsabilidad de la dignidad, los magistrados deben tener garantizada su continuidad en el cargo. El objeto es que prevalezca la independencia de los jueces y que esto se vea reflejado en actuaciones transparentes y apegadas con rigor a las leyes de la nación.

Incluso vale aclarar, que únicamente pueden ser destituidos de sus cargos por medio de un juicio político.

De tal suerte que los cargos de jueces no tienen un término o límite de tiempo establecido. Es decir, son dignidades vitalicias, salvo en algunos casos que obligan a los magistrados a apartarse de éstas y que veremos a continuación:

  1. Cumplir la edad de jubilación.
  2. Por renuncia a la dignidad de juez titular. Un caso común para la renuncia, es cuando el magistrado decide incursionar en política partidista.
  3. Por destitución. Un proceso que, en el caso de los jueces de tribunales inferiores, estará a cargo de un jurado especial de enjuiciamiento. Este será conformado por congresistas, jueces y juristas del corro federal correspondiente. Mientras que para los magistrados del tribunal Superior será menester un juicio político en el Senado.
  4. También debe apartarse del cargo el juez que presentes síntomas de algún problema mental.

¿Cuáles son las funciones de los jueces?

Impartir justicia supone una mayúscula responsabilidad. Por esto la responsabilidad de juez no sólo destaca en Argentina, sino que también se supone debe estar entre las profesiones mejor pagadas en todo el mundo. Pero, ¿Cuáles son las funciones que hacen de este oficio uno de los más codiciados y reputados?, enseguida te lo contamos.

  1. Administrar la justicia a través del tribunal que encabezan.
  2. Garantizar el correcto acatamiento de las leyes, al tiempo que velan por las garantías que ofrece la carta fundamental en el desarrollo de los juicios. Eso sí, siempre dentro de su jurisdicción.
  3. Calificar las conductas demandadas en la querella pública y oral que le competa.
  4. Canalizar acuerdos que satisfagan a las partes. Para ello se deben aplicar soluciones alternativas al momento de emitir el fallo.

Pero además esta dignidad tiene otras responsabilidades que pocas personas conocen, sobre todo cuando se trata de los magistrados del Tribunal Superior. Una de ellas es que quien preside el máximo tribunal también conforma la línea de sucesión presidencial de la nación. Esto ocurre cuando se presenta el caso de ausencia absoluta del Presidente.

Además, le corresponde encabezar la Cámara de Senadores cuando la de Diputados formalice una denuncia en juicio político al presidente de la nación.

¿Quiénes no pueden ser nombrados jueces?

En este aparte nos referiremos a las personas que están impedidas de ejercer la dignidad de juez en la Argentina. Estas son:

  • Aquellas personas que traten se subvertir el orden constitucional de la nación.
  • Quienes hayan sido parte de actividades violatorias de los DDHH.
  • Aquellos/as que tengan actividad partidaria.
  • La responsabilidad de juez no es compatible con la actividad comercial y profesional y otros cargos públicos o privados.
  • Tampoco tienen permitido ser jueces/zas, del mismo Tribunal, cónyuges o familiares hasta el 4to grado de afinidad.

Jueces con casos sonados

Por último, para una mejor ilustración del tema que hoy nos ocupa, referiremos algunos casos muy sonados que involucran las actuaciones de jueces argentinos.

Traslado de jueces del caso contra CFC

Es obligatorio comenzar por el más reciente de los casos. Controversial, por decir lo menos, ha sido la decisión anunciada en septiembre del 2020 por el gobierno nacional, de trasladar a tres jueces que se encargan de expedientes contra la ex presidenta, hoy vicepresidenta en funciones, Cristina Fernández de Kirchner.

¿Retaliación? ¿Un cepo a la justicia? Muchas son las preguntas del pueblo argentino luego de que el propio Alberto Fernández en su condición de Presidente de la nación, confirmara el desplazamiento vía Decreto.

¿Qué tan independiente puede ser la justicia en Argentina en estos tiempos?, es la duda que queda flotando, pero que sirve para ilustrar palmariamente las responsabilidades y riesgos que supone la dignidad de juez.

Los jueces objeto de la remoción son los Doctores Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, integrantes de la Cámara Federal de Apelaciones la capital de la nación. Además del Dr. Germán Castelli, del Juzgado Oral en lo Criminal Federal N° 7.

La dignidad de Oyarbide

Vale destacar igual mente el caso del Dr. Norberto Oyarbide. Se trata de un magistrado federal que mientras ocupó la distinción abrió juicios a varios políticos relevantes. Entre estos destacan los ex presidentes Carlos Menem, Cristina Fernández y Mauricio Macri.

Deja un comentario