Etapas de Freud

Sigmund Freud marcó el campo de la psicoanálisis con sus teorías sobre las etapas de la psicosexualidad humana. Durante el siglo XX, estos conceptos revolucionarios se extendieron por todo el mundo y pasaron a ser una herramienta esencial para comprender la formación de la identidad personal. En este artículo exploraremos estas etapas y su significado histórico y cultural.

Temas de Este Manual

1. Introducción a las Etapas de Freud

El Dr. Sigmund Freud fue el creador de los conceptos básicos de psicoanálisis. A lo largo de su carrera como psicoanalista, propuso diversas etapas para el desarrollo humano. Estas son hoy unas de las herramientas más importantes que cualquier terapeuta debe utilizar para ayudar a un paciente a comprender mejor los problemas emocionales que están afectando su vida.

Las etapas freudianas se dividen en dos etapas principales: El desarrollo temprano y el desarrollo tardío. El desarrollo temprano abarca el periodo desde el nacimiento hasta los seis años de edad. Esta etapa se basa en el principio de la maduración biológica para promover el crecimiento y desarrollo del niño. El desarrollo tardío abarca la adolescencia y la adultez. Durante estas etapas, la persona desarrolla nuevas habilidades, como el autocontrol, así como las habilidades sociales y emocionales necesarias para llevar una vida satisfactoria.

En este artículo se profundizará en cada una de estas etapas para comprender el proceso de maduración y crecimiento que Freud planteó. Se entenderá el desarrollo cognitivo, emocional y social que experimentan las personas desde el nacimiento hasta la edad adulta para que sea mucho más fácil para cada adulto identificar sus propios problemas de una manera más sencilla.

2. las Etapas de Desarrollo Oral de Freud

Ludismo y Analismo: Freud consideró el ludismo, o el juego, como el primer paso en el proceso de desarrollo oral. Esto se vincula con el impulso sexual del niño, y los objetivos de satisfacción que encuentran en el juego. Esta etapa se extiende hasta los 3-4 años, hasta que el niño alcanza un desarrollo suficiente para comprender el significado de las palabras y los conceptos. El siguiente paso es el analismo, en el que el niño se centra en sus experiencias predicadas por el adulto. Esto incluye la adquisición de habilidades lingüísticas, pero también una línea de lógica en el pensamiento constructivo.

También te puede interesar  Desarrollo de la Personalidad

Déficit de Autocontrol: Una etapa difícil para el niño es la falta de autocontrol. Esto hace que el niño se sienta incómodo con la realidad externa, así como incapaz de mantenerse disciplinado ante la presión parental. Esta etapa abarca generalmente desde los 3 hasta los 5 años, hasta que el niño ha desarrollado la suficiente autocontrol como para adecuarse a los dictados y demandas del adulto.

Hiperactivo y Relaciones Interpersonales: En esta etapa, el niño comienza a mostrar un mayor nivel de hiperactividad, con intereses variados que van de un tema a otro. Esto se asocia con la necesidad de establecer relaciones interpersonales, lo que conduce a asociar el lenguaje con la experiencia compartida con otros. Esta etapa finaliza alrededor de los 5-6 años, cuando el niño ha después desarrollado habilidades sociales adecuadas para lidiar satisfactoriamente con los adultos.

3. Las Etapas de Latencia de Freud

abarcan los periodos de la infancia y la adolescencia en la que se incrementa la motivación para adquirir habilidades que serán esenciales para la vida de adulto. Estas etapas se dividen en dos periodos: 5-6 años y los años posteriores a la pre-adolescencia hasta los pulsos del joven adulto. En la etapa de latencia donde se detiene el desarrollo sexual, el niño se enfoca en el aprendizaje y el desarrollo de habilidades sociales.

Durante esta etapa, los niños aprenderán lecciones importantes de vida y tendrán la oportunidad de profundizar sus habilidades motoras, intelectuales y sociales. Estas etapas también permiten al niño adquirir habilidades cognitivas, como las habilidades relacionadas con el lenguaje y la capacidad de pensar críticamente. Estas habilidades son fundamentales para el desarrollo de los niños en la vida adulta y su gestión de situaciones que evalúan su propia identidad y sus relaciones con otros.

La etapa de latencia se caracteriza por una explosión de imaginación. Los niños pasan mucho tiempo creando historias y jugando a juegos de fantasía. Estos juegos de fantasía les permiten experimentar con el mundo que los rodea y desarrollar habilidades sociales, habilidades de razonamiento lógico y habilidades motoras. Estas habilidades son esenciales para el desarrollo óptimo del niño y le permitirán crear una base para el adulto que se convertirá en un futuro.

4. Las Etapas de Desarrollo Anal de Freud

1ra Etapa: Oral
La primera etapa del desarrollo anal del freudismo se basa en las etapas orales del desarrollo psicosexual, en las que el individuo se enfoca en desarrollar el placer oral con productos de la boca y distintos estímulos. Esta etapa se inicia a partir de los ocho meses de edad, etapa en la cual el bebé empieza a descubrir y experimentar con los nudos relacionados con el uso de la boca. Se entiende que cuando un niño falla en esta etapa, las consecuencias típicamente se pueden ver en la adolescencia.

También te puede interesar  Actitud en Psicología

2da Etapa: Anal
La segunda etapa de desarrollo anal de Freud se basa en un conocimiento . Esta etapa incluye el control de esfínteres, lo cual es crucial para un desarrollo apropiado de la personalidad. Esta etapa se da a partir del año de vida de un niño, cuando se empieza el proceso de entrenamiento de control de esfínteres. Si el proceso de aprendizaje no se desarrolla adecuadamente, se entiende que el individuo va a tener más dificultad para controlarse a medida que crece.

3ra Etapa: Fálica
La tercer etapa del desarrollo anal de Freud se centra en la etapa fálica del desarrollo psicosexual. Esta etapa es la que se da a partir de los 3 años de edad, en la cual el niño debe lidiar con el problema de los complejos de Edipo y Electra. Esta etapa se caracteriza principalmente por el desarrollo del deseo sexual, así como la aparición de recuerdos y sentimientos relativos al no cumplimiento de los deseos sexuales. Si esta etapa se falla, el individuo tendrá mayores problemas para lidiar correctamente con las relaciones interpersonales a lo largo de su vida.

5. Las Etapas de Desarrollo Fálicas de Freud

Siguiendo el Modelo de Desarrollo Fálico de Sigmund Freud, las etapas consecutivas que experimenta un individuo a lo largo de la niñez tienen relación con una serie de conflictos psicosexuales. Estas etapas, según su modelo, son:

  • Etapa de latencia: Esta es la etapa que comprende desde los 6-8 años hasta entre los 12-13 años. Durante esta etapa, el niño se distancia levelinggicamente y emocionalmente de sus padres, los impulsos sexuales son reprimidos y el enfoque es el desarrollo de habilidades y conocimientos.
  • Etapa de genitalidad: Esta es la última etapa de desarrollo, la etapa de adolescencia, en la que se da una nueva explosión de deseo sexual después de la latencia. Los impulsos genitales desempeñan un papel importante en la etapa.
  • Etapa de preedipal: Comprende desde el nacimiento hasta los 3 años de edad. Durante el período, los niños se preocupan por atenciones y afecto de sus padres. Esta es la etapa en la que se desarrolla el amor hacia los padres en sus diversas formas.

Los conceptos freudianos acerca de las etapas de desarrollo fálico son el resultado de sus estudios de casos de sus pacientes, a lo largo con sus hipótesis y opiniones. Estas etapas tienen una influencia significativa en la psicología del individuo, como por ejemplo en su carácter, preferencias, hobby y sentimientos, entre otros. Incluso puede desencadenar ciertos problemas psicológicos en la vida del individuo si este progreso no logra completarse alguna de las etapas.

También te puede interesar  Cómo Pasar la Prueba del Polígrafo con Tranquilidad

Una adecuada comprensión de las etapas de desarrollo fálico de Freud es un importante recurso para comprender el proceso de maduración del niño, ya que da una idea general de cómo se comporta el niño durante cada etapa. Esto puede ayudar a los padres a guiar mejor a sus hijos durante el proceso de maduración.

6. El Significado de las Etapas de Freud para el Psicoanálisis

Las etapas de desarrollo propuestas por Sigmund Freud ayudan a determinar el curso de la terapia psicoanalítica. Estas etapas identifican el desarrollo del auto-conocimiento, el desarrollo integral de la personalidad y la reconciliación con problemas pasados. La comprensión de estas tres etapas es esencial para que el terapeuta psicoanalítico y el paciente desarrollen la capacidad de entender los motivos de la conducta individual.

Una vez que la etapa de adolescencia está completa, se entiende el concepto de desarrollo individual. A través de la retroalimentación entre el psicoanalista y el paciente dentro de la terapia, pueden recopilarse pistas sobre el pasado personal del paciente. Esta investigación profunda abarca desde situaciones cotidianas hasta problemas más profundos, con el fin de identificar patrones de comportamiento y establecer un marco para mejorar el desempeño.

El último paso de la terapia es el de reconciliación, en el que se comprenden y aceptan los conflictos que ocurrieron en etapas pasadas. Esta reconciliación ayuda a internalizar nuevas formas de afrontar situaciones similares en un futuro. El paciente podrá entonces experimentar el auto-conocimiento y el control sobre su propia vida. Con el tiempo, la conexión entre el psicoanalista y el paciente resultará en una auto-realización plena. Las obras más influyentes del Dr. Sigmund Freud en relación a la teoría de las etapas de desarrollo del ser humano han servido para que las posteriores investigaciones de las ciencias humanas puedan reconocer cómo la existencia, la conciencia y el comportamiento humano son determinados por la energía psíquica, manifestada a través de la relación directa con personas, instituciones y otros elementos del medio ambiente. Estudios y trabajos posteriores han ampliado estas teorías y han contribuido a la profundización de la comprensión de la psicología contemporánea, lo cual demuestra el alcance y la importancia del marco teórico de la etapas de desarrollo defindas por Freud.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Etapas de Freud puedes visitar la categoría Psicología y Desarrollo Personal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir