Feromonas: ¿Cómo Actúan en el Comportamiento Animal?

Los feromonas son un fenómeno científico fascinante que se exhiben en una amplia variedad de comportamientos animales. Cada día los científicos descubren más acerca de cómo funcionan y actúan estas sustancias químicas invisibles en el comportamiento animal. A través de un estudio a fondo de estas moléculas, estamos comenzando a comprender cómo los animales usan sus feromonas como un medio para comunicarse entre sí y para el control de reproducción. Esta exploración de los principios del comportamiento y los mecanismos moleculares en la naturaleza está transformando nuestra comprensión de la biología y del comportamiento animal, y ofreciendo interesantes descubrimientos sobre la fisiología y la discussión científica de lo que es una de las más profundas relaciones entre la química y la conducta. En este artículo analizaremos en detalle los feromonas y su relación con el comportamiento animal.

Temas de Este Manual

1. ¿Qué son las Feromonas?

Las feromonas son compuestos químicos que se liberan en el aire y funcionan como señales entre los organismos dentro de una especie. Estos compuestos se producen en unas glándulas específicas y ayudan a identificar a otros miembros de la especie. Las feromonas aseguran que las interacciones entre las personas sean simples, efectivas y eficientes.

Un interesante ejemplo son los compuestos feromonales emitidos por los conejos para marcar sus territorios. Esta señal ayuda a los miembros de la misma especie a encontrarse y evitar el conflicto. Esto también sirve para que los conejos sean más conscientes de los peligros y alerten a otros cuando hay una fuente de amenaza en el área.

De manera similar, hay varios insectos que controlan la conducta de los demás con la ayuda de feromonas. Los escarabajos de la espátula, por ejemplo, comunican información sobre el lugar donde se encuentra el alimento al resto de la colonia con la ayuda de feromonas especiales. Muchas plantas usan estos compuestos también para atraer a los insectos polinizadores.

2. ¿Cómo Actúan las Feromonas en los Animales?

Las feromonas son compuestos químicos usados por muchas especies para comunicarse entre sí. Estas sustancias, normalmente invisibles a nuestro ojo humano,  desempeñan múltiples funciones en el mundo animal. Estos compuestos químicos tienen un papel fundamental en las relaciones sociales y comunicación entre los seres vivos.

También te puede interesar  Orcas: El Regalo de la Naturaleza

En lo que respecta a animales, las feromonas son usadas para enviar señales que tienen influencia en el comportamiento de los individuos. Por ejemplo, los machos de cierto tipo de insectos señalan el camino para encontrar el territorio de su pareja emitiendo esta sustancia química invisible. Además, las feromonas se usan entre aves para identificar a sus roedores.

En los animales sociales, estos compuestos químicos son usados para establecer y mantener la jerarquía social. Por ejemplo, estos compuestos son usados en usado en el lenguaje canino para señalar si un perro es dominante, obediente, amigable etc. También, las feromonas permiten al animal social establecer límites en el territorio. Estas sustancias químicas se localizan en el lugar de los diferentes miembros de la especie, con el propósito de marcar la propiedad.

3. Las Feromonas en la Comunicación Animal

Las feromonas son sustancias químicas como eslabones de comunicación que los animales liberan para conseguir alguna respuesta deseada. Estos químicos se emiten a través del aire, el suelo o el medio acuático, y llegan a ser detectados por los receptores. El propósito de estas sustancias es el de generar cambios de comportamiento en los animales que los reciben.

La obtención de respuesta deseada a través de las feromonas es algo que se aprecia en muchas especies animales. Por ejemplo, las hormigas usan las feromonas para identificar a los miembros de su colmena, los peces como el salmón usan los feromonas para encontrar a su hogar una vez que han creado un nido de pareja, y los insectos que buscan sexo emiten un tipo de feromonas especiales.

Muchos investigadores consideran que el uso de estas sustancias químicas en el comportamiento animal se basa en la señalización química. Esto se utiliza como un recurso para detectar presencia, territorio o incluso para establecer una relación social con otro individuo. Esta señalización química es una herramienta esencial para la supervivencia de la mayoría de los animales en el mundo.

4. Funciones de las Feromonas en el Comportamiento Animal

Las feromonas son sustancias químicas que se producen en varios animales, y son parte fundamental de la comunicación entre los mismos. Estas se transmiten al aire, desde los animales enviadores hasta aquellos con receptores sensibles a ellas. Por esta razón, intervienen en el comportamiento, éxito reproductivo, modificación del hábitat y otros procesos importantes para los animales.

Los mamíferos son los que producen y transmiten más de estas sustancias. Por ejemplo, los caballos producen una gran cantidad de feromonas, entre ellas la androsterona, una hormona sexual que expresa algo sobre la condición sexual y el estatus reproductivo. En los camellos, las feromonas están relacionadas con la defensa y la orientación, además de con la excitación sexual, ya que tienen mayores concentraciones de estas sustancias.

También te puede interesar  Animales de la Selva Misionera

Las feromonas se usan como mediadores en la nutrición animal y en el contacto entre los padres y sus descendientes. Por ejemplo, la leche de una madre contiene feromonas que sueltan mensajes olfativos especializados sobre el estado de salud de la madre y de la cría. Además, los animales establecen patrones de comportamiento que son controlados por estas sustancias. Por ejemplo, los conejos liberan feromonas que les permiten localizar la zona donde comen.

5. El Rol de las Feromonas en el Apareamiento Animal

Las feromonas juegan un papel importante en el apareamiento animal. Se trata de un tipo de comportamiento que implica la interacción de diferentes especies. Estas sustancias químicas se liberan en forma de gas para atraer al sexo opuesto. Algunas veces, los animales también las usan para presentar su territorio a los rivalidad. Los machos humanos, por ejemplo, liberan una cierta cantidad de feromonas para llamar la atención de sus potenciales parejas.

Los estudiosos creen que la mayoría de los mamíferos y aves usan feromonas para guiar a sus parejas potenciales a su entorno. Estas feromonas también se usan para marcar el territorio. Los investigadores prefieren usar la palabra "señales" en lugar de feromonas al indicar estas señales. Estas señales pueden afectar la percepción en los animales y actuar como una señal de interacción con el medio ambiente y la comunidad.

Los machos de algunas especies animales también usan las feromonas para comunicarse con el sexo opuesto. Esto incluye algunos animales marinos, como los cangrejos, camarones y arañas. Estos pequeños mensajeros químicos pueden provocar respuestas sexuales en un macho, incluso si el macho se encuentra a kilómetros de distancia de la hembra. El objetivo final es la supervivencia de la especie por la reproducción.

También te puede interesar  ¿Cuántas especies de animales viven en el mar?

6. Los Riesgos de la Alteración de las Feromonas en el Comportamiento Animal

Las feromonas son un importante factor en el comportamiento de los animales, el cual se ve condicionado según la cantidad y la incidencia de la misma. Muchos animales emiten y distinguen señales químicas en forma de feromonas para diferentes habilidades especiales tales como la evitación de depredadores, reconocimiento de otros compañeros, establecimiento de territorios y hasta para marcar categorías de edad y estatus social. Estas secreciones químicas son tan variadas como el numero de seres vivos.

Sin embargo, la alteración de estas feromonas también pueden traer problemas para los animales. Un estudio realizado en el año 2017 mostro que los ciervos que fueron expuestos a hormonas sintéticas para interrumpir sus ciclos reproductivos tuvieron menos éxito en la defensa de los depredadores y mostraron mayores muertes inesperadas. Otros efectos negativos de la alteración de las feromonas son el cambio en la conducta social, la formación de marcas visibles y los trastornos reproductivos.

Los cambios en el ambiente y la alteración de los ecosisstemas también pueden causar grandes perturbaciones en la salud e inclumen el comportamiento animal. Algunos animales pueden ver afectado su sistema de protección, voltear hacia comportamientos agresivos y carecer de capacidades de comunicación con los demás. Esto puede ser un signo de advertencia de que algo no esta funcionando correctamente en el ambiente.

Conclusión

Aunque todavía queda mucho por descubrir sobre el tema de las feromonas en el comportamiento animal, la investigación reciente ha revelado que juegan un papel importante en la comunicación entre los organismos. Desde la dirección de un animal a un objetivo hasta una señal de alerta a otros organismos, las feromonas permiten a los animales monitorear y adaptar los patrones de comportamiento para obtener la mejor respuesta de su entorno. Según los estudios actuales, esto afecta a todos los grupos de animales, desde los insectos a los grandes mamíferos. Esencialmente, las feromonas actuando en respuesta a los datos externos, ayudan a los animales a comunicarse mejor entre sí sin la necesidad de hablar verbalmente. La investigación reciente ha proporcionado una mejor comprensión de cómo funcionan estas señales químicas y por qué resultan tan importantes para el comportamiento de los animales.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Feromonas: ¿Cómo Actúan en el Comportamiento Animal? puedes visitar la categoría Animales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir