Historia Del Lápiz, su origen, beneficios, usos y más


Historia del Lápiz, un artículo que es indispensable para la toma de apuntes o realización de la escritura que manejamos a diario, con la ventaja de que se puede borrar para corregir los errores cometidos. Descubre mediante la lectura este tema, como comenzó a ser empleado para el beneficio de todos los seres humanos y mucho más.

Historia Del Lápiz

Introducción

El Lápiz es una herramienta cotidiana que desde que fue inventada, ha sido indispensable para el desarrollo de innumerables actividades; todos hemos crecido utilizado en algún momento de la vida este ingenioso instrumento.

Es tan importante, que sería difícil vivir sin en la actualidad, especialmente por ser el elemento más versátil con el que cuentan los niños para aprender a escribir, el cual por otro lado es mucho más económico que otros medios de escritura.

Lógicamente estamos claros que no siempre se contó con su presencia tal y como lo conocemos y es por ello que deseamos ofrecerles este artículo, mediante el cual descubrir  la Historia del Lápiz. Pues precisamente es uno de los objetos que nos acompañan a diario y sin embargo no pensamos como fue que llegó hasta nosotros.

Se trata no obstante de un sencillo utensilio que nos permite expresarnos a través de él; bien sea mediante dibujos o como una forma de escritura personal; facilitando por otro lado corregir los errores cometidos sobre la marcha, ya que generalmente tiene incorporado un borrador o goma.

Por ello les invitamos a conocer la fascinante Historia del Lápiz, un pequeño artilugio que nos permite plasmar nuestro pensamiento y dejar una huella de nuestro paso por el mundo; que si bien no es tan duradero como otros elementos de escritura; es lo suficiente para dejar constancia de todo lo que hacemos y mucho más.

https://www.youtube.com/watch?v=VV_boCmkwRw

Historia del Lápiz

Realizando un recorrido por la historia encontramos que la forma más primitiva de utilización de un objeto similar al Lápiz, se encontró estando en el siglo XVII en la localidad de Cumbria en Inglaterra; lugar donde fue descubierto un gran depósito de grafito. Con este tipo de material, se comienza a experimentar para marcar con el, debido a su color negro intenso.

Como conocimiento general, se puede mencionar que el grafito es un mineral de carbono en estado prácticamente puro, de color negro brillante; el cual posteriormente fue mezclado con una pasta a base de arcilla y agua, para la fabricación de los lápices.

Retomando la historia se comenta que los habitantes de la mencionada zona de Inglaterra, comenzaron a emplear este grafito para escribir sobre la piel de las ovejas, con la finalidad de marcar cada uno de los ejemplares de su rebaño. Pero en aquel momento debido a la apariencia del material, se pensó que era plomo, por los cual se le denominaba Plumbago.

Pero el grafito era frágil, por lo cual era necesario colocarle un envase o carcasa que facilitara la escritura sin partirse. Para ello los pastores comenzaron a envolver el grafito con cordeles o cuero que obtenían de las pieles de las ovejas. Sin embargo fue necesario con el paso de los años alcanzar un mayor refinamiento de manera que fuera una herramienta ágil y práctica para la escritura.

Si bien durante la Edad Media, sabemos que se contaba con la escritura que era realizada con una brocha denominada Penicillum, que era un pincel que se mojaba en tinta para escribir sobre el papel; pero ya para el siglo XVI, con el descubrimiento del grafito, las cosas comenzaban a cambiar, iniciándose de esta manera la Historia del Lápiz.

Historia Del Lápiz

Etimología del término

El origen de la denominación de Lápiz, es proveniente de una voz latina que es Lapis, cuyo significado es piedra; siendo empleado como Lápiz a partir del siglo XVIII.

Empleada esta denominación dentro de España como un italianismo, especialmente para el ámbito de la pintura, ya que en Italia se iniciaron los primeros procedimientos para crear una estructura mediante la cual dar utilidad al lápiz.

Con este término se identificaba una barrita de grafito o cualquier otra sustancia de origen mineral. Ya que durante el siglo XV se produjo en Italia la primera mina a base de plomo y estaño; pero luego en el 1564 con la aparición del grafito se dio pie a la invención del Lápiz, que fué escribiendo su propia historia.

Te puede interesar:  Niños de la guerra, que sufrieron sus consecuencias y más

Historia Del Lápiz

¿Quién lo Inventó?

Dentro de la Historia del Lápiz, nos encontramos que Alberto Durero, de origen alemán, quien durante el siglo XVI era grabador y pintor, quién comenzó a emplear para dibujar una barrita de plomo que contaba con alguna aleación de estaño, a la que denominaba Punta de Plata. Los trazos errados los borraba mediante migas de pan, pero sin darle mayor importancia a su uso, no obstante de ser indicios rudimentarios de lo que fuese años más tarde el lápiz.

Pues quien da vida a los que se conoció como Lápiz fue Conrad Von Gessner, ya que fue precisamente el que describió por primera vez la utilidad de esta herramienta, conformada por el grafito cubierto con una envoltura de madera.

Esto lo dio a conocer dentro de su obra publicada en el año de 1565 denominada De omni rerum fossilium genere. Por lo cual se considera que la Historia del Lápiz se inicia en Alemania, con la aplicación práctica del grafito, más una cubierta de madera, que permite evitar que se quiebre durante la escritura.

Se comenta que Conrad Von Gessner, fue quien describió correctamente esta herramienta y lo llamó stimmi anglicanum = antimonio inglés. Pero posteriormente se le denomino grafito para el año de 1789, un término que fue inventado por Abraham G. Werner del griego grafein = escribir.

Como bien se puede observar, a pesar de contar con ciertos materiales que permitían la escritura, es gracias a la idea del inventor del Lápiz, que se podía preservar la integridad del grafito para emplearlo sin que se partiera, con lo cual el material aumentaba su tiempo de vida y utilidad.

Origen a Través de la Historia del Lápiz

Los historiadores piensan que el lápiz es un instrumento que pudo ser heredado del conocimiento del Stylus romano, el cual era originario de Mesopotamia o Egipto; el cual básicamente se trataba de un punzón metálico con el que se podía marcar en cera o tablas de barro y de esta manera escribirlas.

El solo hecho de la invención de la escritura ha permitido que muchas civilizaciones buscaran la forma de marcar sobre diferentes superficies para plasmar en ellas sus ideas, pensamientos o símbolos representativos. De hecho la palabra lápiz en lengua latina significa como se ha visto Piedra.

Pues el grafito que es el principal componente del lápiz, es una piedra grasa que permite dejar un rastro muy oscuro de su paso sobre el material en el cual es aplicado.

Cuando se descubre el mayor depósito de grafito en Inglaterra durante el año de 1665, sus primeros usos fueron relacionados por la fabricación de cañones, debido a su calidad y pureza.

Cabe destacar que este material fue descubierto de manera curioso, ya que debido a una gran tormenta, salió a la luz las raíces de algunos árboles, las cuales estaban recubiertas por este material negro que posteriormente fue bautizado como grafito.

Historia Del Lápiz

Fue en Italia en donde se comienza a gestar la base técnica del lápiz, que sería el grafito recubierto de madera para una mejor manipulación al escribir y contar con el completo control del instrumento.

Pero no siempre contó con el diseño que se conoce actualmente, pues en un principio se ahuecaban palillos para introducir en ellos la barras del mineral. Para lo cual se necesitaba realizar dos piezas simétricas y semicirculares que posteriormente eran pegadas con el grafito dentro de ellas.

Se dice que aproximadamente en el año de 1760 Simonio y Lyndiana Bernacotti, fueron los que crearon al parecer el diseño para lo que se conoce en la actualidad como el Lápiz de Carpintero.

Durante aquellos años el comercio de estos primeros lápices que se emplearon en la historia de la humanidad, fueron monopolizados por los Ingleses, en vista de que ellos contaban con la mejor materia prima; por lo cual la producción de esta herramienta no se generalizó.

De hecho debido a los conflictos que se vivían a nivel de Europa, con la presencia de la Revolución Francesa; era necesaria la utilización de esta material en la fundición de cañones.

Lo que trajo que la explotación de este mineral fuese rigurosamente vigilada por el ejército inglés; quien incluso registraba a la salida, a cada uno de sus trabajadores, para evitar el robo de este material.

Posteriormente cuando se interrumpen las relaciones comerciales durante el siglo XVIII, se hace necesaria la búsqueda de alternativas para sustituir la plombagina o grafito proveniente de Inglaterra.

En 1795 el francés Nicola-Jacques Conté, debido a la escasez de materia prima; comenzó endurecer el grafito, el cual se pulverizandolo y mezclandolo con agua y arcilla; luego de lo cual se sometía a un proceso de Horneado. Esto le permitió descubrir que se podían obtener diferentes durezas en la mina. No obstante se debe destacar que este proceso anteriormente ya había sido descubierto por Josef Hardtmuth de Koh-I-Noor, de origen austríaco, durante el año de 1790.

Te puede interesar:  Historia del Hockey, todo sobre su origen y mucho más

La historia del Lápiz, continuó su escalada, siendo llevado a lugares como América; en donde hasta Benjamín Franklin uno de los Padres fundadores de los Estados Unidos, comenzó a darle publicidad a esta útil herramienta.

Por lo cual se dice que William Munroe, conocido ebanista de la ciudad de Concord en Massachusetts; elaboró en el año de 1812, los primeros lápices estadounidenses. Para este trabajo fabricó unas máquinas mediante las cuales se elaboraban las estrechas tablitas cilíndricas, dentro de la cuales se les colocaba el grafito.

Historia Del Lápiz

Es prácticamente de esta manera que se origina el lápiz tal como se le conoce en la actualidad; aunque que le han realizado ajustes y cambios por un lado que le proporcionan resistencia a su mina; mientras que por el otro se les da una apariencia que facilita su agarre para un amplia soltura al escribir.

Se debe destacar que lo que se denomina Mina, es la mezcla del grafito y arcilla que va dentro de la cubierta de madera del lápiz, y cuanta más arcilla contenga su mezcla, mayor será su dureza, lo que en la actualidad se identifica mediante la letra H, que proviene de la palabra en inglés Hard.

Por otro lado si el lápiz cuenta con más cantidad de grafito, su mina es más blanda, pero también su trazo será mucho más oscuro. Todos estos elementos son los que forman parte de la evolución de la Historia del Lápiz.

Evolución del Lápiz

Partiendo de lo comentado en cuanto a que el Frances Nicolas Jacques Conté y el Austriaco Joseph Hardtmuth; gracias a sus investigaciones de manera independiente; alcanzaron a encontrar la forma adecuada de combinar el grafito y la arcilla, cubiertas con fundas de madera de cedro, se tiene en la actualidad esta tan útil herramienta moderna.

Pero con los años su proceso de fabricación enfrento varias evoluciones, en vista de que la combinación anteriormente creada abarataba el precio de la materia prima indispensable para su fabricación.

Conté para contar con la suficiente cantidad de plombagina, encontró algunos métodos especiales, con los cuales la fábrica en polvo y posteriormente la calentaba al rojo vivo en un crisol, dentro del cual la mezclaba progresivamente con la arcilla.

Esto le permitió establecer las diferentes proporciones para fabricar lápices negro o de color; que comenzaron a competir contra los elaborados por los ingleses.

Como ejemplo les comentamos que en el caso del lápiz negro, muy empleado para dibujo, se elaboraba con una pasta arcillosa muy fina, la que era posteriormente mezclada con negro de humo.

Historia Del Lápiz

Por otra parte para la obtención de un lápiz rojo, se empleaba hierro oxidado al igual que hematites más cola de pescado y lo que se conoce como goma arábiga. El lápiz azul contenía en su mezcla arcilla con azul de Prusia y así sucesivamente, se fueron creando una amplia gama de colores, que se encuentran al alcance de todos en la actualidad.

Quizás muchos no lo sepan pero ya en el siglo XVIII, se contaban con lápices que tenían una mitad en rojo y la otra en azul; el que seguramente han empleado en alguna ocasión.

Los lápices de Conté y Hardtmuth comenzaron a ser reconocido en todo el mundo, incluso con mayor relevancia que los fabricados en Alemania por la familia Faber. Quienes posteriormente se dieron a conocer con la Saga Faber-Castell, que cuenta ya con dos siglo de antigüedad.

El problema que presentaban los lápices Faber, era ser demasiado duro, debido a que empleaban en la fabricación de sus minas, grafito puro; mientras que los Conté y Hardtmuth, contaban con una mezcla que les proporcionaba mayor suavidad, tal con se ha comentado. Prácticamente el procedimiento empleado por ellos se ha mantenido hasta hace poco tiempo.

En pleno siglo XIX, se fabricaban lápices de todos los tipos en cuanto a dureza o color. Especialmente por la utilización de los tintes de anilina, que es una sustancia que se encuentra presente en el alquitrán, un elemento que en la actualidad se emplea para la fabricación de los lápices cosméticos o para el rimmel empleado con las pestañas.

Te puede interesar:  Historia de la Bicicleta, un antiguo y práctico transporte

El Inglés Joseph Priestley, invento el borrador, al descubrir que la savia de hevea, conocida como leche de árbol, era impermeabilizante y permitía la completa eliminación de los trazos dejados durante la escritura con el grafito.

Esta combinación ideal marco un avance más en la Historia del lápiz, con lo cual ya no era necesaria la utilización de plumas de ganso y tinta para escribir; pues se contaba con una herramienta limpia, fácil de maniobrar y que no ocasionaría manchas en la ropa o muebles.

De inmediato comenzaron a invadir el mercado ingeniosos lápices en diferentes formas como el destornillador, pipa, batuta, reloj, bastón y muchos otros que surgieron poniendo en práctica las ideas de quienes lograron la adecuada combinación del grafito con la arcilla, pero dotándolos de otros usos para aumentar su comercialización.

En el año de 1915 surge un invento, que logra competir por así decirlo contra el lápiz tradicional. Se trata del portaminas, que fue inventado con el nombre de Ever Sharp Pencil, también conocido como el lápiz de punta continua y posteriormente se inventa el bolígrafo a base de tinta.

Pero sin lugar a dudas el lápiz sigue siendo el mejor aliado de los estudiantes, pues desde chicos aprenden a manipular esta herramienta, con la finalidad de escribir sus primeras letras y con el tiempo a pesar de incorporar el uso del bolígrafo en su trabajos; sabemos que nada es tan practico con un buen lápiz con borra, especialmente durante la realización de una prueba.

Historia Del Lápiz

Curiosidades del Lápiz

El lápiz como herramienta de uso cotidiano, puede no ser un objeto al cual se le mucha importancia; quizás precisamente por el hecho de que hemos crecido contando con su presencia, pero es interesante conocer algunos detalles curiosos sobre él.

  • El lápiz sirve para escribir en gravedad cero, invertido o bajo el agua.
  • Con un solo lápiz es posible trazar una línea de 55 kilómetros de longitud.
  • El mayor porcentaje de lápices vendidos en Estados Unidos vienen con goma de borrar, pero en Europa no.
  • Es el Boli de la NASA.
  • Cuanto más grafito tenga el lápiz, más oscuro y suave será su trazo; mientras que si es más dura y clara su mina, también el trazo realizado con ella será claro.
  • La letra H en el lápiz significa duro de la palabra en ingles Hard, mientras que la B, de la Black, hace referencia a negro; por lo cual los identificados como HB, como el conocido de Standler, de trazo medio en virtud de que cuentan con un 68% de grafito.
  • Los números en los lápices indican el nivel de características de cada uno de ellos desde los más duros a los más suaves.
  • La cubierta de madera no solo le permite proteger la mina, sino también el poder sacar punta y de esta manera alargar la vida útil de esta herramienta.
  • Como curiosidad final les comentamos que la mayoría de los lápices se comenzaron a fabricar en amarillo, como una campaña de la empresa L&C Hardmuth Company, para lanzar al mercado una línea de mayor calidad, diferentes a la popular tendencia de que fueran oscuros.

Como se ha podido observar la historia del lápiz, se continúa escribiendo, ya que cada día se realizan cambios o mejoras en su apariencia y utilización. Se crean con maderas que son personalizadas, empleadas como parte de campañas publicitarias o símbolos representativos de empresas.

Por otra parte se les mejora el contenido de sus minas con la finalidad de evitar que se rompa la punta; que su trazo sea el necesario de acuerdo con su grosor o intensidad y muchas otras innovaciones.

Pero en resumen el Lápiz sigue siendo el mejor aliado de los seres humanos, para escribir con libertad, cada uno de sus pensamientos o ideas, y si nos equivocamos, borramos y volvemos a escribir.

https://www.youtube.com/watch?v=QKoPUPUJDzk

Si el contenido del presente artículo les ha permitido conocer la Historia del Lápiz, les sugerimos la lectura de los siguientes e interesantes temas: