¿En qué consiste la Reforestación y por qué es tan importante?

El ser humano ha destruido millones de hectáreas de vegetación, muy importantes para su propia supervivencia, sin embargo también ha pensado en la solución, esta es la reforestación. En este artículo te explicamos todo lo relacionado a esta gran ayuda para el planeta.

Definición de reforestación

Desde hace algunos años, millones de árboles han sido talados de los bosques; anualmente nuestro planeta pierde grandes territorios forestales. Las selvas y bosques cumplen una importantísima función en la tierra, nos proveen de aire puro para respirar, reducen las temperaturas de la atmósfera y sirven de hogar para miles de especies animales y vegetales.

Para entender el concepto de reforestación, debemos hablar brevemente sobre la silvicultura; esta es una disciplina que se encarga de la gestión de los bosques, y la ciencia que trata su cultivo;  consiste en procedimientos, cuidadosamente estudiados, para obtener la producción continua y sostenible de bienes y servicios, dependientes de las grandes masas forestales.

La reforestación es uno de estos procedimientos pertenecientes a la ciencia de la silvicultura, encargada de repoblar zonas que en su pasado reciente (hace aproximadamente 50 años) estaban pobladas de árboles o cualquier tipo de vegetación y que fueron víctimas de la deforestación, creada por diversas razones, tales como construcción de urbanismos, utilización de madera con fines industriales o incendios forestales.

Debemos diferenciarla de dos conceptos que pudieran generar confusión, estos son: regeneración natural y forestación. El proceso contrario a estos 3, se llama deforestación, a propósito de ello, conoce las causas de la deforestación.

Regeneración natural

Supone crear las condiciones necesarias para que las plantas germinen de manera natural, tal cual lo harían sin la influencia humana, es decir, sin realizar una plantación directa de árboles. Para garantizar el éxito de esta regeneración natural, se debe controlar el ingreso de animales, como bovinos y ciervos.

Forestación

Llamamos forestación a la acción de sembrar árboles en sitios donde no ha existido un bosque desde hace muchos años (más de 50 años), o donde si bien hay árboles, estos no son suficientes para formar un bosque.

Objetivos de la reforestación

La reforestación tiene como objetivos, mejorar el desempeño de la cuenca hidrográfica, por lo tanto, cuidar el suelo de la erosión. Producción de madera para fines manufactureros y para uso doméstico (como fogatas y similares).

Además busca establecer sitios de protección para los rumiantes y cultivos, con barreras de viento naturales. Frenar la propagación de dunas de arena, y de los aumentos masivos en la temperatura terrestre. Además crear áreas destinadas a la recreación.

Otros objetivos importantes de la reforestación incluyen proteger las fuentes de agua naturales, generar seguridad alimenticia, protección y rescate de los frutales nativos, biodiversidad y caudales naturales, recuperación del ciclo hidrológico, protección y mejoramiento de los suelos.

reforestación

Tipos reforestación

Existen 2 tipos fundamentales que permitirán una reforestación exitosa, estas son la reforestación rural y la reforestación urbana.

La reforestación rural, se realiza en espacios rurales, poseedores de grandes cantidades de árboles en el pasado; y la reforestación urbana  es la realizada en los grandes centros urbanos, con la finalidad de crear espacios recreativos y disminuir la influencia negativa de estas ciudades hacia el calentamiento global, mejorar la calidad de aire y disminuir la contaminación sónica. Conoce más ejemplos de la contaminación auditiva.

Especies de plantas repobladoras

Es ampliamente recomendada la utilización de especies autóctonas para la reforestación, ya que se adaptarán mejor al terreno que será reforestado; no obstante, se pueden emplear especies importadas de crecimiento rápido, que garantizarán el crecimiento del nuevo bosque. Algunas de las plantas repobladoras son:

Te puede interesar:  ¿Cómo Hacer una Casa de Madera?, la mejor guía paso a paso

Matorral

Entre estas especies se encuentran los Cistus que definiremos a continuación, normalmente son arbustos:

  • Cistus: llamadas Jara o Estepa, son parte muy importante de los matorrales mediterráneos, estas especies son pioneras en el restablecimiento de los suelos degradados.
  • Cistus laurifolius: conocidos como Jara o estepa de montaña, los Cistus laurifolius son arbustos de menor tamaño con respecto a los anteriormente descritos. Vive a gran altitud y posee unas flores blancas con manchas amarillas.
  • Rosmarinus: natural del mediterráneo, es un género de plantas herbáceas muy antiguo. Esta planta, muy aromática, pertenece a la familia Laminaceae.
  • Tomillos: estas plantas son originarias de África del norte, Europa, Asia y Groenlandia. A este género pertenecen unas 350 especies de hierbas y arbustos.

Bosque degradado

Son plantas de tamaño mediano, fundamentales para la reforestación:

  • Cambrón: también conocido como cambronera o espina santa. Es un arbusto adaptado a zonas semiáridas, vive en zonas de matorrales y soporta perfectamente las sequías de verano.
  • Retama sphaerocarpa: la retama amarilla es un arbusto de la familia de las fabáceas, que puede llegar a medir 3 metros de altura.
  • Algarrobo: su nombre científico es Ceratonia siliqua, también de la familia de las fabáceas, el algarrobo es una especie rústica que puede soportar muy bien las sequías. Esta planta es de desarrollo lento, es decir que comienza a dar frutos a las 7 o 10 años transcurridos desde su siembra y, alcanzando su máxima productividad a los 15 o 20 años.

Visita nuestro artículo de nombres científicos de animales y plantas, para que sepas cómo se utilizan correctamente.

Bosque de ribera

Mayormente conocidos como fresnos, son plantas pertenecientes a la familia de las oláceas. Abarca de 45 a 65 especies aproximadamente, de árboles medianos o grandes que pueden alcanzar alturas de hasta 20 metros:

  • Álamos: es un árbol frondoso que puede ser negro o blanco, pertenece a la familia de las salicáceas.
  • Olmos: su nombre científico es ulmus, pertenece a la familia.
  • Alisos: este árbol se da en lugares húmedos y bosques ribereños. Es más fácil encontrarlo en Europa y el suroeste de Asia.
  • Sauce: este género está compuesto por unas 400 especies aproximadamente, normalmente se encuentran en zonas frías del hemisferio norte y prefieren tierras húmedas.
  • Adelfa: la adelfa o laurel de flor es la única especie perteneciente al género.

Otras plantas

Acá encontraremos otras plantas repobladoras muy útiles por su bajo costo:

  • Pinos: Son plantas pertenecientes a la familia de las Pinaceae, específicamente al grupo de las coníferas.
  • Eucaliptos: existen aproximadamente 700 especies de eucaliptos, en su mayoría provenientes de Australia y Nueva Zelanda. Actualmente se encuentran en gran parte del mundo debido a su rápido crecimiento.
  • Cupresáceas: se encuentran en climas templados y cálidos, al igual que el pino, son plantas coníferas. Son árboles o arbustos muy aromáticos.

Se necesita una gran variedad de estas plantas, para que las mismas puedan cumplir todas las funciones correspondientes en el territorio que vamos a reforestar; de esta forma tendremos bosques más equilibrados.

reforestación

Técnicas de reforestación

Son múltiples las técnicas que se pueden implementar para reforestar un terreno. La siembra directa  es una de las más comunes, para ella se necesitan semillas de excelente calidad, es una técnica de bajo costo. Descubre cómo germinar semillas.

Otro procedimiento muy económico consiste en plantar retoños; esta técnica requiere un control mínimo en el terreno. No obstante, los retoños deben ser estrictamente monitoreados para garantizar el éxito de la reforestación.

También encontramos la protección de bosques para la producción y diseminación de semillas, la regeneración asistida con podas y la protección temporal del territorio contra los animales herbívoros.

Impactos ambientales de la reforestación

La siembra de plantas para la protección ambiental o el desarrollo industrial, tiene impactos muy positivos para el ecosistema y la vida de las personas; sin embargo también pueden producir impactos negativos.

Impactos positivos

Repoblar los territorios que, por diversas razones, resultaron deforestados, trae un enorme impacto positivo para el ecosistema y para la vida en la tierra. A continuación enumeramos los más importantes:

Te puede interesar:  Conservación del Agua, Todo lo que Debes saber sobre el Tema

Disminución del uso de bosques naturales como fuente de combustible

Los bosques controlados, pueden atender con mayor eficiencia la amplia demanda de productos combustibles provenientes de la naturaleza. Las plantaciones enfocadas en esta labor, siembran especies de crecimiento rápido.

Aumento de los servicios ambientales

Al incrementar o restablecer la cobertura de árboles, aumenta la fertilidad de los suelos, mejora su retención de humedad, estructura y nutrientes; autoabasteciéndose de los nutrientes necesarios para ser perdurables.

La plantación de árboles afianza los suelos, reduciendo así la erosión hidráulica y eólica de las pendientes. También contribuye a reducir el flujo rápido de las aguas fluviales, regulando el caudal de los ríos, reduciendo el ingreso de sedimento a las aguas superficiales y mejorando la calidad del agua.

Favorece la vida de la fauna y de los microorganismos. Debajo de los árboles, se forma un microclima apto para todos los que allí habitan, ciclos de humedad y sequía moderados, temperatura más fresca, entre otras características beneficiosas. Estas plantas moderan los vientos y ayudan a asentar el polvo y otras partículas que se encuentran en el aire.

reforestación

La incorporación de árboles a los territorios agrícolas, puede mejorar las cosechas, gracias a los múltiples beneficios que aporta a la tierra. Los árboles son los encargados de transformar el dióxido de carbono en oxígeno, mejorando de esta forma el aire que respiramos y disminuyendo significativamente los estragos del calentamiento global.

Sensibilización ambiental

La reforestación sensibiliza a los ciudadanos, dándoles incentivos para cuidar el medio ambiente, educándolos e invitándolos a participar en actividades comunitarias de plantación de árboles y otras plantas. Al sembrar un árbol u otra planta, te acercas a la naturaleza y reconoces el valor y la importancia de estos bosques, además de apreciar su belleza de primera mano.

Generación de empleos

Se necesita mucha mano de obra para llevar a cabo estos proyectos de reforestación, esto creará fuentes de trabajo para las personas de la comunidad. Dichos empleos pueden ser: encargados de seguridad, de cuidar las plantas, de expansión, entre otros trabajos que sean de suma importancia para reforestar un terreno.

Impactos negativos

Aunque, como ya hemos visto, la reforestación genera un gran impacto positivo, también puede impactar de forma negativa y a gran escala, principalmente cuando se han talado bosques naturales, para crear en estos boscajes que serán utilizados como materia prima o comercializados.

Impactos esenciales a la agricultura

Cuando se preparan los terrenos para proyectos de plantaciones masivas, se suele limpiar el área de especies que no permitan el crecimiento de las necesarias para dicha plantación. Esto crea un enorme impacto negativo, ya que implica la pérdida de la vegetación autóctona, mayor erosión, compactación de los suelos, pérdida de nutrientes, interrupción del ciclo hídrico, ergo y se reduce la fertilidad del suelo. Por fortuna, este efecto es de corta duración y fácil de revertir.

Impactos sobre el ciclo hidrológico

La forestación y reforestación de territorios áridos o desérticos, pueden extinguir la humedad de la tierra, bajar el nivel del agua que se filtra a través del suelo, hasta llegar a los arroyos, lagos y océanos, es decir el agua freática, y por ende, afectar el flujo de estos cuerpos de agua.

Impactos en la estructura de los suelos

La plantación de árboles y otras plantas de crecimiento rápido, pueden acabar los nutrientes del suelo y por lo tanto reducir significativamente la fertilidad de los mismos.

La acumulación de follaje, favorece el riesgo de incendios forestales y disminuye la filtración de agua en los suelos. Además, si este follaje es de especies diferentes, posiblemente cambie la estructura química del suelo. Por ejemplo, las hojas de pino pueden acidificar los suelos.

Conflicto con usuarios del agua para riego

Los sembradíos con riego, pueden crear riñas entre los usuarios del vital líquido y crear otros impactos socio ambientales comunes en proyectos de esta clase. El agua de estas plantaciones con riego puede contaminar el agua superficial, representando un riesgo para las personas que la consuman.

Impactos indirectos

Estos impactos abarcan las construcciones de caminos para transportar los productos obtenidos de estos nuevos bosques y los que se emplean para llegar a las fábricas.

Te puede interesar:  Descubre ¿cuáles son los alimentos ecológicos?

Obstáculos para la reforestación

Los obstáculos principales vienen dados por el accionar humano. La deforestación indiscriminada, para obtener materia prima es una de las más resaltantes. También está la proliferación de incendios forestales, producidos por los seres humanos o inclusive generados naturalmente.

¿Por qué es importante la reforestación?

Estos procesos suponen muchos cambios positivos para nuestro planeta, recordemos que la tierra es nuestro hogar y tenemos el deber de cuidarlo y ayudar a su preservación.

Las plantas realizan un proceso de suma importancia para la vida terrestre, la fotosíntesis. En este proceso natural, las distintas plantas y árboles toman el dióxido de carbono que emanamos al respirar y que producimos de otras maneras, para transformarlo en oxígeno y por consecuencia purificar el aire que respiramos. La reforestación es sumamente importante porque ayuda a la producción de este aire puro.

Esto contribuye a su vez con la disminución del efecto invernadero, lo cual es muy beneficioso para reducir los estragos del calentamiento global. Se recupera la biodiversidad, que se estaba perdiendo con los efectos nocivos del calentamiento global.

Los árboles protegen a nuestros pulmones de partículas contaminantes como humo, polvo, polen, cenizas, entre otros. Al mismo tiempo ayudan a asegurar la conservación del agua y disminuir la erosión del suelo. La reforestación puede ayudar a cambiar en gran medida el clima de las ciudades.

También sirven como barreras acústicas para disminuir la contaminación auditiva en las comunidades, reduciendo así la contaminación sonora que afecta a muchos asentamientos urbanos.

¿Cómo podemos colaborar las personas en este tema?

Los seres humanos hemos generado un gran impacto negativo en la naturaleza, talando árboles, produciendo grandes cantidades de dióxido de carbono e incendios forestales; sin embargo también tenemos la facultad y la responsabilidad de restablecer y cuidar la naturaleza.

Puedes anotarte como voluntario o donar dinero a las fundaciones, asociaciones o instituciones que tengan campañas o proyectos para plantar árboles. Evita deforestar zonas, indaga sobre las especies de árboles de crecimiento rápido, que puedan servir para reforestar la zona en la que habitas. Aprende a sembrar, es una actividad sencilla y muy divertida.

Comparte tus conocimientos en escuelas o comunidades, esto va a incentivar a más personas, que se unirán a campañas de reforestación. En este artículo encontrarás ideas de cómo cuidar el medio ambiente.

Curiosidades

Estudios han demostrado que en la actualidad hay más bosques que en 1982, esto ha sido gracias a las diversas iniciativas creadas por algunos países para recuperar estos terrenos.

En el año 1950 Corea del Sur sembró 11 millones de árboles, logrando recuperar el territorio afectado por la ocupación de Japón durante la segunda guerra mundial y la guerra de Corea. Para 1978 se construyó un muro vegetal de 3.000 km en la región de África que limita con el desierto del Sahara.

reforestación

Estados Unidos plantó 60 millones de árboles en 35 mil hectáreas, este proyecto se ejecutó en el año 2005. Dos años más tarde Madagascar plantó aproximadamente 80 mil millones de árboles que ayudaron a recuperar el terreno perdido por el uso excesivo del suelo. Para el año 2009 China realizó una campaña para plantar más de 500 mil km cuadrados de bosque.

Filipinas presenta una deforestación anual de 47 mil hectáreas, por esto en el año 2011 comenzó un proyecto para sembrar en 1 millón 500 mil hectáreas alrededor de 1.500 millones de árboles. Un proyecto estadounidense planea sembrar mil millones de árboles utilizando drones, es una iniciativa que pretende atacar la deforestación industrial con forestación industrial.

Hasta aquí te hemos presentado todos los aspectos más relevantes de la reforestación, te invitamos a que sigas informándote acerca de las diversas maneras de cuidar, proteger y conservar al medio ambiente, recuerda que el cambio que necesita el mundo está en nuestras manos.